Estados Unidos: decretado el toque de queda en Filadelfia tras dos noches de violencia

Seis días antes de las elecciones presidenciales estadounidenses, se impuso un toque de queda en la ciudad de Filadelfia, escenario de violencia tras la muerte de un hombre negro tiroteado por la policía. Donald Trump acusó el miércoles al alcalde demócrata de la ciudad, Jim Kenney, por considerarlo incapaz de poner fin a la violencia.

Las tensiones aumentan en la primera metrópolis de Pensilvania, el estado clave en la batalla presidencial. Se ordenó un toque de queda de las 9 p.m. a las 6 a.m., solo seis días antes de las elecciones, luego de dos noches de violencia tras la muerte de un hombre negro baleado por la policía. El martes por la noche, más de 1.000 personas se manifestaron, lo que provocó nuevos enfrentamientos con la policía. En otro distrito del norte de la ciudad, la policía admitió que “no veían venir nada”, asaltaron negocios y destruyeron cajeros automáticos.

Donald Trump, como lo había hecho en el pasado, señaló con el dedo al alcalde demócrata de la ciudad, Jim Kenney, considerándolo incapaz de poner fin a la violencia. “Lo que veo es terrible, y francamente el alcalde o quien permita que la gente proteste y saquee también es terrible”, dijo el presidente republicano desde Las Vegas, donde hace campaña.

Saqueo y violencia

“No estoy comentando las acciones de Donald Trump, tenemos bastante que hacer en la ciudad, él no está aportando ninguna ayuda positiva a la situación”, respondió Jim Kenney, al tiempo que pidió el fin del saqueo. Una situación también descrita como inaceptable por la jefa de la policía municipal, Danielle Outlaw.

Estas llamadas fueron repetidas por el candidato presidencial demócrata Joe Biden. “No hay excusa para el saqueo y la violencia”, dijo a CNN el exvicepresidente de Barack Obama. “Demostrar es totalmente legítimo, pero saquear, como dijo el padre de la víctima, no hagas eso […], no ayuda, es peor”.

Se esperan unidades de la Guardia Nacional para el viernes en esta ciudad de 1,5 millones de habitantes, que ya había experimentado violentas protestas y toques de queda durante los monstruosos mítines provocados por la muerte de George Floyd. en Minneapolis a finales de mayo. Los disturbios comenzaron la noche del lunes con la publicación en las redes sociales de un video filmado unas horas antes que mostraba la muerte de un hombre de 27 años, Walter Wallace Junior, abatido a tiros en la calle por dos policías, con un saqueo inicial y enfrentamientos en el barrio West-Philadelphia, donde vivía la víctima.

Circunstancias problemáticas

Las circunstancias precisas de la muerte de Walter Wallace Junior quedan por aclarar. La policía dice que respondió a una llamada de disputa familiar, informando que el hombre tenía un cuchillo. Según un portavoz de la policía, Walter Wallace Junior se negó a dejar caer su arma a pesar de las órdenes de los oficiales. El abogado de la familia, sin embargo, dijo que el hombre sufría de trastorno bipolar y que la llamada era para emergencias médicas, no para la policía.

Los dos policías fueron suspendidos. Se está llevando a cabo una investigación, dirigida por la policía y el fiscal local, sobre la que DanielleOutlaw ha prometido “total transparencia”. Más de 170 personas han sido arrestadas desde el lunes por la noche, según la policía de Filadelfia.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: